Ayuda interdimensional

 
 

Las posibilidades de vida en el universo son inmensas. 

Hay muchos planetas habitados, y no todos vibran en la misma dimensión. Si no podéis ver vida en Venus es porque los seres que lo habitan vibran en una dimensión o frecuencia ondulatoria más sutil que la vuestra, pero eso no significa que no existan; vuestros ojos corpóreos solo están capacitados para ver esas tres dimensiones conocidas. Si pudieras imaginar la vida en seis dimensiones, por ejemplo, si entendieras que además de altura, anchura y profundidad, existen otras posibilidades y direcciones, te darías cuenta de que hay millones de seres en el universo.

 

Precisamente cualquier ser humano que pueda percibir otros planos más sutiles, o cualquier ser del universo que viva y actúe a partir de su cuarta dimensión vibratoria, puede usar su capacidad de lectura telepática, puede ver el movimiento y calidad de las energías, puede trasladarse etéricamente a cualquier lugar fuera de vuestro tiempo espacio, y tiene muchas otras posibilidades vivenciales. De ahí que puedan realizar trabajos de colaboración con seres de otras dimensiones, pues no tienen que coger una nave de metal llena de combustible para llegar hasta la Tierra y colaborar en algo.

 

Mira, entiéndelo así: del mismo modo que un ser humano realiza un servicio de ayuda a colectivos pobres de la Tierra, una ayuda a gente sin recursos, ya sea un servicio educativo, sanitario o tecnológico, pues también un ser de quinta, sexta o séptima densidad puede venir etéricamente a vuestra Tierra de tercera dimensión para realizar un servicio de ayuda. No obstante, para no entrar en conflicto kármico ni saltarse la primera ley universal, que es la de la libertad de elección, este ser de alta vibración no puede ayudar ni actuar sobre vuestra vida si vosotros antes no habéis elegido ‘ser ayudados’ o asistidos*. 

 

Así que antes de nada debe haber una comunicación intencional y una escucha atenta.

 
Cocreación, ese dios en minúscula - Marta Povo
 
*hemos de pedir ayuda a estos seres
 
 
 
 
 
 

Estos seres, los de Andrómeda, son vuestros hermanos y, genéticamente son parte de vosotros. Civilización tras civilización ellos ha sido vuestros supervisores. Ellos se han colado en la mitología que ha sobrevivido a algunas civilizaciones; de hecho, sus ires y venires han sido asombrosamente registrados.

 

Ha habido ocasiones en las que ese proceso de vuestra evolución ha  pendido de un hilo delgado; sois tan poderosos en conciencia que sois capaces de hacer caer una civilización sobre sí misma y poner fin a la conciencia. ¡Repetidas veces han intervenido, sacándoos de vuestros órganos sexuales y del abuso de poder, de la tiranía y de la absoluta insistencia en permanecer ignorantes! Han impedido que os aniquiléis unos a otros en muchas ocasiones.

 

¡Muy a menudo sois gente estúpida! Han impedido que destruyáis el organismo que es esta Tierra, la esmeralda de vuestro universo.

 

¿Por qué? Porque os aman, porque lo que os rodea fuera de este cuerpo, es un gran espíritu y un alma. Y ese espíritu os conecta con la eternidad. Y es el amor que une lo que os mantiene hacia adelante, por eso ellos lo hacen. No puedo empezar a mencionaros las civilizaciones que han surgido y caído, muchas de ellas más avanzadas que la vuestra. Pero se han autodestruido a través de la decadencia y el poder, liberando el átomo y separando la materia. Sus huesos y vestigios yacen en el fondo del mar y están en proceso de refinarse como roca fundida.

 

La razón de que estéis todavía aquí es que tenéis hermanos y hermanas grandes que os han cuidado y se han asegurado de que continuéis viviendo y de que no os aniquiléis a vosotros mismos. Durante mucho tiempo ellos han sido vuestros guardianes y vigías.

 

Ellos son los que ocasionan las explosiones verdes en vuestra estratosfera para neutralizar los venenos que continuamente enviáis a la atmósfera. Si no lo hubieran hecho, esta tierra estaría envuelta en una nube negra y no existiría ninguna vida acá. Pero insistís en contaminar el  aire. ¿Qué os decís a vosotros mismos? “Desaparecerá. Se irá  a algún lugar; quizá vaya más allá del Sol”. ¡Pues no va a ninguna parte! Rodea a esta vida.

 

Estos hermanos y hermanas mayores también han tenido que ver con la existencia de algunos notables seres humanos. Tomaron parte en la edificación de las antiguas escuelas de sabiduría y fueron los maestros en ellas. También sedujeron y raptaron a ciertos individuos para abrirlos espiritualmente, proporcionarles las aguas de la vida y devolverles a la civilización para enseñaros la verdad.

 

Podríais preguntar: ¿Por qué simplemente no nos dicen lo que necesitamos saber y nos impelen al cambio?

 

Es un antiguo entendimiento que sois hermanos y que tenéis que evolucionar de acuerdo con vuestra voluntad. Existe una gran ley y es la ley de la voluntad de expresión. Se denomina libre albedrío. Por eso vuestros hermanos en el espacio se esconden detrás de las nubes en la lejanía. Ellos os envían las semillas de la verdad que os inspiran y os impulsan a ser grandes, a empezar a pensar como un individuo. Eso os permite evolucionar hasta el lugar donde ellos están. Es entonces cuando os podréis comunicar.

 

Si ellos aparecieran y os invadieran, ¿qué tendríais entonces? Un montón de gente ignorante que supersticiosamente cree en la resurrección de Dios que viene a salvar al mundo, y que se arrojarían y empezarían a saludar con una venia. Otro grupo se aterrorizaría y huiría hacia las montañas. De ese modo no se adquiere conocimiento ni se logra la evolución.

 

Ramtha – OVNIS, Conciencia, Energía y Realidad

 
 
 
 
 

Intervención de nuestros hermanos de Luz del espacio/tiempo

 

Hemos sabido que una fuerza extraterrestre extremadamente avanzada está previniendo consistentemente a la Cábala de exterminar a gran cantidad de personas. Esto se retrotrae al nacimiento de la era nuclear.

 

Misiles e instalaciones nucleares completas han sido consistentemente desactivadas  por OVNIS que aparecieron. Alguna de estas historias se fugó al público a través de expertos*, como veremos. Armas para “Guerras de las Estrellas**”  fueron desactivadas en los 80 (década de 1980) casi tan pronto como ascendieron. Instalaciones enteras de misiles nucleares se hallaron con las ojivas*** completamente fundidas transformadas en un material no  radiactivo. El sistema de guía de los misiles estaba tan deteriorado que no podían volar. Esto ocurrió en múltiples ocasiones. El astronauta del Apolo y héroe USA  Dr. Edgar Mitchell confirmó mayormente esta historia en 2015, y los medios la reportaron ampliamente.

 

Este es un extracto de ‘The Mirror’:

“(El Dr. Mitchell) nos dijo que expertos militares avistaron extrañas naves aéreas volando sobre bases de misiles y sobre la famosa instalación de White Sands, donde la primera bomba nuclear mundial fue detonada en 1945… Mi propia experiencia hablando con la gente ha dejado claro que los ET (extraterrestres) han estado tratando de evitar que vayamos a la guerra ayudando a crear paz en la Tierra. También sugirió Mitchell que había escuchado historias similares de gentes que manejan bases de misiles durante los periodos más tensos del siglo veinte. He hablado con muchos oficiales de la Fuerza Aérea que trabajaban en los silos durante la Guerra Fría; ellos me dijeron que se ven frecuentemente OVNIS sobrevolando y a menudo desactivaban sus  misiles. Otros oficiales de las bases de la costa del Pacífico me dijeron que sus misiles de prueba fueron frecuentemente derribados por naves alienígenas."

 

 

Los Misterios de la Ascensión  -  David Wilcock, Revelando la batalla cósmica entre el bien y el mal

 

*gentes de algunos departamentos con actividades secretas
** Star Wars
***parte delantera de los proyectiles
 
 
 
 

AYUDA DE SERES DE OTRAS DIMENSIONES

 

 

La mayoría de los genios que ha conocido la humanidad no ha tenido objeción en reconocer que fueron ayudados por seres del otro lado, los cuales les infundían visiones o les traían conocimiento, la mayor parte de las veces durante la noche, en el sueño, y eran capaces de recordarlo. Nikola Tesla tenía siempre un cuaderno junto a su cama y solía levantarse para anotar lo que le llegaba a la mente, aunque nunca hacía esquemas ya que entonces sería muy fácil el copiarle; tan solo anotaba las ideas y afirmaba que era capaz de retener el esquema en su mente durante toda su vida. Mozart, masón él, afirmaba que alguien del otro lado le dictaba y tan solo tenía que plasmar lo que se le enviaba.

 

El caso de Srivanasa Ramanujan

 

Srivinasa Ramanujan fue uno de los matemáticos más grandes de todos los tiempos.

 

Sin duda era un personaje interesantísimo. Era un indio muy pobre que consiguió ser admitido en Cambridge, lo cual ya es en sí un logro.

Aún no se sabe cómo pudo hacerlo, pero a lo largo de su vida, a pesar de las carencias de su formación en matemáticas al no haber recibido educación universitaria formal en este campo, generó cerca de tres mil novecientos postulados matemáticos, entre ecuaciones, identidades y teoremas. Eso es más de lo que muchos matemáticos consiguen en toda su vida, y él lo consiguió en tan solo unos años.

Fue el descubridor de la teoría de las cuerdas.

Pero lo interesante es que según sus propias palabras, sus grandes logros matemáticos no fueron en realidad suyos, sino que le fueron transmitidos por una entidad ‘extradimensional’.

 

Ramanujan nació el 22 de diciembre de 1887 en el estado Tamil de Nadu, en la India. Su madre era hija de un brahmán; la víspera del nacimiento de Ramanujan su madre tuvo una visión en la que se le apareció la diosa hindú Namagiri para anunciarle que su hijo sería un ser extraordinario. A los 12 años ya dominaba la trigonometría y comenzó a trabajar por su cuenta en matemáticas, sobre todo en geometría y aritmética. Era autodidacta y elaboraba conclusiones por intuición donde otra persona hubiera necesitado de un profesor.

Con 15 años descubrió el libro ‘Sinopsis de los resultados elementales en matemática, publicado en 1856, con el que aprendió matemáticas por su cuenta, aunque estas eran bastante básicas y ya algo obsoletas para principios del siglo XX.

Según Ramanujan, la diosa Namagiri se le había aparecido para explicarle los cálculos más difíciles.

A menudo decía que sus teoremas matemáticos eran inspirados directamente por esta diosa durante sus sueños.

 

Godfrey Harold Hardy, profesor de Cambridge escribió acerca de él:

 

‘Ramanujan resolvía teoremas y ecuaciones modulares yendo más allá que cualquier matemático del mundo, encontrando por sí mismo soluciones a problemas jamás resueltos. Lo increíble es que nunca había oído hablar de una función periódica o del teorema de Cauchy’.

 

Hardy reconoció que no sabía cómo Ramanujan lo había logrado, que era una especie de inducción, que nunca había visto nada igual y que era comparable a la genialidad de Euler. Para él las capacidades matemáticas de Ramanujan eran un inexplicable misterio. Según Hardy, los métodos de Ramanujan eran tan concisos y novedosos, y su presentación tan falta de claridad y precisión, que el lector ordinario, desacostumbrado a semejante gimnasia mental, difícilmente podía seguirle. Nunca fue un matemático ortodoxo.

 

En 1917 fue admitido en la Royal Society de Londres y en el Trinity Collage, con lo que se convirtió en el primer indio que lograba tal honor.

 

En 1976 aparecieron en  unas cajas de cartón cuatro cuadernos de Ramanujan de los que no se tenía noticia, los cuales contenían más de cuatro mil fórmulas. Esto significa que en su último año de vida, enfermo, hizo casi un descubrimiento diario. Algunos de ellos han sido fundamentales para realizar nuevos estudios sobre la teoría de cuerdas, pero todavía hay teoremas que no han sido interpretados. Otros podían tener el conocimiento para trascender las singularidades, abrir portales a otras dimensiones y viajar por los multiversos.

Dicen que parte de los teoremas que descubrió en sus últimos años de vida desvelan la verdadera cara de Dios.

La teoría de las cuerdas explica a la vez la esencia de la  materia y del espacio-tiempo al afirmar que la materia se compone de pequeñas cuerdas vibrantes cuya longitud seria aproximadamente cien trillones de veces más pequeña que un protón. Cada modo de vibración representaría una resonancia o partícula diferente.

 

Las matemáticas de Ramanujan son una anomalía científica que parte de conceptos absolutamente innovadores y originales, como si hubiese logrado saltarse una serie de pasos intermedios necesarios para sus deducciones que, a la fuerza, tendrían que haberse descubierto cientos de años más tarde.

 

 

Podría pensarse, en vista de estos hechos, que hay entidades extradimensionales que quieren darnos las claves de su mundo.

Quizá coexistimos con criaturas más evolucionadas que vienen de otra dimensión paralela a la nuestra, desde la que nos observan y a la que pueden hacer incursiones por tiempo limitado, a causa de algún motivo que desconocemos, tal vez impedidos por barreras energéticas que solo pueden burlar temporalmente y que les impiden actuar con plena libertad en nuestra realidad.

 

 

Extracto  del  libro 'Seres de Otra Dimensión', de R.R. López